Convierta lo impredecible en predecible…

Tanto de lo bueno como de lo malo, lo que queremos como lo que no queremos y que con frecuencia consideramos improbable e impredecible, cuando nos enteramos que sucedió, caemos en la cuenta, que si se hubiéramos dispuesto del tiempo, la herramienta y la “filosofía de la prevención”, se hubiera podido prever y hacer que sucediera o evitar que pasara.

Por ejemplo, sentíamos que una “oportunidad de desarrollo” podía ser posible, pero pospusimos concentrarnos en ella, hasta que otro la puso en marcha y le funcionó…

Pensamos que un accidente podría suceder y cuando sucedió sentimos que se pudo haber evitado, pero no le dedicamos tiempo a analizar y prever los riesgos y en parte nos sentimos culpables…

Pues fíjese, que tanto las posibilidades de mejora y desarrollo, como los accidentes desagradables de cualquier tipo, se pueden conocer, examinar y prever si se aplica la “Norma internacional ISO 31.000:2010. para la gestión de las oportunidades y riesgos”.

No importa si su una empresa es pequeña, mediana o grande, ni el producto que fabrica o el servicio que presta, ni tampoco el lugar donde se encuentra. La Norma siempre es aplicable…

Descubra el gran negocio de la prevención en el seminario organizado por el Centro de Calidad y Productividad que impartirá por Pedro Roque…

Comentarios